miércoles, 20 de noviembre de 2013

Robo en el MUDE

El propio Felipe estaba al corriente de nuestro plan. Su esencia, sería guardada en el armario de las grandes esencias para preservarla de los malos y mantenerla intacta.
Pero, ¿dónde estaba el mojo?

Aparqué mismo en la puerta, como había convenido con Sir Foster.
Caminé entre los diseños buscando el cerebro de Felipe, el texto decía que no había pérdida, cuando lo encontrara lo sabría.

Los hombres de cuadros escoceses aparecieron, así que debía darme prisa.
¡Por fin! En una habitación estaba el cerebro. Una increíble obra de ingeniería que guardaba el mojo de Felipe, dentro del círculo azul.

 Continuará...

No hay comentarios: